El origen

Desde el año 2002, la empresa SYNCOR fabrica y comercializa los, según los ensayos comparativos del Instituto de Investigación Geisenheim, "tapones más herméticos". Sin embargo, el desarrollo de estos extraordinarios tapones comenzó mucho antes.

Josef Müller, gerente de las empresas SYNCOR e. K. y Spritzguss Müller GmbH, experimentó, como todo amante de los vinos, la gran desventaja del uso de corchos naturales: el sabor a corcho. El problema puede aparecer ya en el país de origen, debido a un incorrecto almacenamiento de las cortezas de alcornoque recogidas. Si las planchas de corcho se almacenan a altas temperaturas y una elevada humedad del aire, entre las capas puede formarse moho, que es el responsable del sabor a corcho en los corchos de vino.

Los vinicultores se encontraban ante un aparente dilema: usar corchos de la más alta calidad y, por tanto, de precio elevado, o utilizar tapones roscados.

La solución al dilema de los vinicultores la encontró en un tapón fabricado con materiales de plástico de la más alta calidad, sin sabor a corcho, muy hermético a los gases y, por tanto, capaz de proteger el vino de manera óptima. De esta manera, consiguió que los vinicultores pudieran ofrecer un vino con tapón de forma y apertura tradicional, pero ajeno a las variaciones por la calidad de la cosecha o del almacenamiento del corcho. Como tiene que ser.

El riesgo de un vino "acorchado" se elimina, pero el consumidor no tiene que renunciar a su querido "plop".

1998

1998, El desarrollo de un corcho de plástico comenzó con diferentes ensayos. Primero se probó una mezcla de plástico y corcho natural. Sin embargo, este tapón no presentó mejoras considerables en comparación con el corcho natural. Por tanto, se abandonó esta idea y, en su lugar, se diseñó un corcho de dos componentes. Éste no cumplió nuestras expectativas en cuanto a estanqueidad a los gases, por lo que fue descartado. Entre ambos intentos se realizaron unas 56 pruebas de sabor y unos 300 ensayos de mezcla de diferentes plásticos.

Finales del año 2000

El desarrollo del corcho fue interrumpido hasta principios de 2002, ya que debían desarrollarse tapas de chip para la empresa SIEMENS y el departamento de desarrollo sólo pudo concentrarse en este producto.

2002 Continúa el desarrollo.

Al realizar el trabajo para la empresa SIEMENS se adquirió una enorme competencia de desarrollo en cuanto a precisión y estanqueidad a los gases que entonces pudo aplicarse por completo al desarrollo del corcho.

En colaboración con especialistas de los sectores de la tecnología de plásticos, plantas de embotellado e incluso con un enólogo, surgió el corcho SYNCOR. Especialistas en láser nos ayudaron a desarrollar la primera impresión láser de 360° lista para producir en serie.

2003

Los corchos se enviaron para los ensayos de almacenamiento al Instituto de Investigación Geisenheim. La larga fase de años de desarrollo fue reconocida con un excelente resultado de ensayo a principios de 2004.

Un año más tarde, el resultado bienal del Instituto de Investigación Geisenheim volvió a certificar la extrema estanqueidad a los gases y la neutralidad de sabor del tapón SYNCOR . Al mismo tiempo, se amplió la gama con un corcho de 38 mm.

2007

Fieles a nuestro lema "Parar es retroceder", el tapón SYNCOR ha sido sometido a un perfeccionamiento continuo. En enero de 2007 se presentó públicamente una primicia mundial. ¡La impresión de la cabeza con láser!

  • sin objeciones por parte del derecho de alimentos,
  • sin borrones,
  • sin ninguna alteración de sabor y con una mejora estética.

2009

También el resultado del análisis de tapones del centro DLR Mosel a lo largo de tres años reveló de nuevo en julio de 2009 que SYNCOR es el tapón más hermético. Los corchos SYNCOR presentaron los valores más altos en cuanto a SO2 libre.

2010

Tras años de experiencia con el tapón SYNCOR, ofrecemos ahora también la alternativa perfecta al tapón de rosca BVS, el «GlasTwister».
Galardonado con el premio de innovación al progreso tecnológico, el cierre «GlasTwister», dotado de membrana de cristal, ofrece las más altas prestaciones en cuanto a neutralidad al sabor y hermetismo.

2012

Nuestro objetivo son la mejora y la optimización constantes. Además de «GlasTwister», también «WoodTwister» y «BioTwister» se adaptan a la perfección a vinos, espumosos, etc. gracias a sus distintas membranas de cristal o madera.

Finales de 2012

Lanzamiento de «GlasTwister» con una gama de 12 colores, compatibles con dos procedimientos de impresión diferentes, tanto por tampografía como por termograbado con acabado brillante.

2015

Ahora existe una alternativa ideal a los tapones de corcho tradicionales, la nueva serie «NatureCork». Es la solución óptima tanto para vino como para espumosos o espirituosos. Nuestros cierres NatureCork no solo tienen un aspecto de corcho natural, sino que se comportan como tal. La gran ventaja de la «madera en lugar de corcho» supone que, al contrario del corcho natural, estos cierres no se fragmentan ni generan ese desagradable olor a moho.

El objetivo de nuestra empresa seguirá siendo situarnos siempre un paso por delante de nuestros competidores. Por ello tenemos la intención de seguir dedicándonos con todo nuestro esfuerzo al desarrollo de nuestros productos y satisfacer las exigencias de nuestros clientes.

 

2. Winzer-Service Messe 2017

image001Besuchen Sie uns auf der Winzer-Service Messe in Karlsruhe.
Wir freuen uns auf Ihren Besuch!
Karlsruhe, Germany
29.11. - 30.11.2017

Distinciones

Tuev

IVIF2010 Sonderpreis
 

Italienischer Innovationspreis

Tel.: +49 (0) 8086 - 93 12 45

Copyright © 2017 Syncor e.K.. Todos los derechos reservados.